Seguidores

TEXTO EN MOVIMIENTO

BIENVENIDO AL BLOG TROTASENDES BENICALAP

sábado, 27 de junio de 2015

BICORP, CUEVA DE LA ARAÑA Y GOLA DE LUCINO 27/06/2015

Este sábado cambiamos de aires y nos vamos a la comarca de la Canal de Navarres, concretamente a Bicorp en Valencia. Aquí haremos un recorrido que combina dos obras maestras, una hecha por el hombre como son las pinturas rupestres de la Cueva de la Araña y otra hecha por la naturaleza como es la Gola de Lucino, impresionante garganta formada por el Río Cazuma. Todo ello en una ruta circular donde tendremos ocasión de darnos el primer chapuzón de este verano.
Senderistas: Víctor, Jesús y Jose
Antes de llegar a Bicorp nos desviamos a nuestra izquierda siguiendo la indicación de la Cueva de la Araña, pasamos por una carretera hormigonada que poco mas tarde se transforma en una pista forestal  y tras recorrer unos metros sobre ella, en el punto de las siguientes coordenadas Latitud 39.115506 y Longitud -0.8275530115 aparcamos el coche e iniciamos la ruta.
INICIO POR EL BARRANCO
Nos desviamos de la pista donde hemos aparcado el coche y enseguida entramos en el barranco, aquí simplemente seguiremos el cauce del barranco sin desviarnos y buscando el mejor paso que veamos para ir avanzando.
TREPANDO JUNTO A UNA POZA
Encontramos una primera poza con poca agua que bordeándola por su parte derecha subimos al nivel superior, por donde teóricamente en épocas de agua caería un buen caudal para llenarla.
POR DONDE HABITUALMENTE CAE EL AGUA

SEGUIMOS EL BARRANCO
Seguimos por el barranco igual que veníamos y llegamos a otra poza, esta vez completamente seca, la cruzamos por el medio y subimos al igual que en la anterior por donde se llenaría en caso de que este cauce llevara agua.
OTRA TREPADA POR EL CURSO DEL AGUA

TOBOGÁN

OTRA POZA
Seguimos recto y parece ser que la cosa se anima, cada vez vamos viendo un poco mas de agua, encontramos otra poza e incluso nos toca cruzar el Río Cazuma para pasar al otro lado y seguir dirección a la Cueva de la Araña.
CRUZAMOS EL RÍO
Tras cruzar el río, salimos del barranco y seguimos caminando por una pista con vegetación a ambos lados, poco mas adelante encontramos unas paletas señalizadoras y nos desviamos dirección Cueva de la Araña, Hongares señalizado como GR 237. Desde aquí una pendiente considerable nos llevará hasta los carteles señalizadores de la Cueva de la Araña, unos metros mas adelante y bajando por una senda, llegaremos hasta la cueva.
UN TRAMO DE PISTA

SEÑALIZACIÓN PREVIA A LA CUEVA DE LA ARAÑA

CUEVA DE LA ARAÑA
Las pinturas rupestres de la Cueva de la Araña están distribuidas y nombradas como Abrigos I, II y III, se descubrieron a principios del año 1920 y además de ser uno de los conjuntos mas representativos del Arte Levantino, también están inscritas en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO.
PINTURAS RUPESTRES

CUEVA DE LA ARAÑA
Aquí ante esta obra de arte, hacemos la parada para el almuerzo y después por el mismo tramo de senda volvemos hasta la pista principal, llegamos de nuevo a los carteles señalizadores de la cueva y poco mas adelante cogemos una senda que siempre de bajada y entre bastante vegetación nos llevará otra vez hasta el barranco.
VOLVEMOS ATRÁS DESDE LA CUEVA

UN BUEN TRAMO DE SENDA
La senda al desembocar en el barranco llega justamente a esta poza de un tamaño algo mas grande a las que hemos visto antes y a la que le echamos el ojo para cuando volvamos...
MAS TARDE NOS BAÑAREMOS AQUÍ
Ahora desde aquí y siguiendo las marcas blanco/amarillas del PR, por el cauce del barranco nos dirigimos a la Gola de Lucino.
CONTINUAMOS POR EL BARRANCO

ENTRADA DE LA GOLA DE LUCINO
Estamos en la entrada, el paso se hace muy estrecho y las paredes son altas, dentro no llega el sol y se está a una temperatura muy agradable, empezamos a recorrer esta garganta hasta el final, no damos crédito a lo que tenemos a nuestro alrededor.
ESTRECHO

ENTRAMOS HACIA DENTRO

MUCHA SOMBRA
En alguna ocasión para seguir avanzando tenemos que hacer alguna trepada sin dificultad y de esta forma llegamos al final donde se cierra esta garganta que el agua y los años han esculpido en la roca y que ahora nosotros quedamos maravillados ante ella.
IMPRESIONANTE

DENTRO DE LA GOLA DE LUCINO
VÍCTOR, JOSE Y JESÚS

SEGUIMOS POR DENTRO A LA SOMBRA
Desde el inicio hasta el final no tiene desperdicio y además para mejorar la situación el frescor que se siente en su interior hace que nos hubiéramos quedado allí un buen rato más.
SUBIENDO HASTA EL FINAL

VOLVEMOS POR NUESTROS PASOS
Para salir, volvemos atrás por donde hemos venido y después de cruzarla otra vez, de nuevo salimos al barranco.
LLEGAMOS A LA SALIDA

YA ESTAMOS SALIENDO

DE NUEVO AL BARRANCO
Una vez en el barranco volvemos a pasar por la poza que le habíamos echado el ojo cuando bajábamos por la senda y ahora sí. Ahora toca el primer chapuzón de este verano en una poza limpia y fresca.
LLEGAMOS A LA POZA ANTERIOR
En estos días de calor y viendo zonas como estas, es difícil resistirse y no darse un chapuzón aunque solo sea de diez minutos, lo suficiente para salir nuevo y seguir la marcha.
CON TANTA POZA NO PODÍA FALTAR UN CHAPUZÓN
Después del baño seguimos la ruta por la pista, cruzamos el río y poco mas adelante nos desviamos a la izquierda en dirección al Charco de los Morteros.
EMPEZAMOS A REGRESAR POR PISTA

CHARCO LOS MORTEROS, LA MEJOR POZA DE TODO EL DÍA
Llegamos al Charco de los Morteros y nos quedamos boquiabiertos al ver la poza que tenemos frente a nosotros, profunda, alargada y excesivamente cristalina, un agua limpia, fresca y pura, que ahora ya no nos daba tiempo de darnos otro chapuzón en esta poza, pero de haberlo sabido hubiéramos elegido esta antes que la anterior porque aunque aquella no estaba nada mal, esta aun era mucho mejor.
Las carpas nadaban a sus anchas y por profundas que estuvieran la limpieza del agua permitía verlas perfectamente.
Sobrepasando el Charco de los Morteros, seguimos por pista forestal y sin abandonarla llegamos al coche donde ponemos punto y final a esta ruta que se preveía bonita y atractiva recorriendo esa Gola de Lucino...Bueno pues no nos hemos equivocado y ha cubierto muy bien nuestras espectativas sin ningún problema.
Ahora ya solo nos quedaba de camino a Valencia hacer una paradita en Quesa para tomar algo fresco y aliviar un poco el calor de esta mañana.
INCREÍBLE!!!
Valoración de la ruta: Ruta circular de unos 13 kms. y sin complicaciones técnicas, caminando en gran parte del recorrido por el barranco, pasando junto a bonitas y cristalinas pozas para llegar hasta las pinturas rupestres de la Cueva de la Araña en bastante buen estado de conservación y terminar llegando hasta la Gola de Lucino, una impresionante garganta que forma el cauce del Río Cazuma.

Observaciones: No encontramos fuentes durante el recorrido. Existen dos o tres zonas donde poderse dar un baño.
 

8 comentarios:

Tio Canya dijo...

Buenos recuerdos nos trae la ruta. Las pinturas nos gustaron y la Gola de Lucino nos impresionó, pero nos quedamos con las ganas de bañarnos en la poza.

Saludos!

Dani Alcalá Almela dijo...

Hola Jose.

Qué guapa esa Gola, con la calor que nos está cayendo, para quedarse a vivir en ella todo el verano jeje, qué cara de felicidad tienes en esa foto que estás dentro del agua jajaja, un recorrido ideal para el verano, si señor.

Un abrazo.

Emilio dijo...

¡Hola Jose! Muy bonita ruta. En dos ocasiones he tenido el gusto de disfrutar de esas dos maravillas: una natural y otra de la mano del hombre, como bien señalas. Y como dice el refrán, "No hay dos sin tres".
Un abrazo.

Jose dijo...

Hola Tío Canya
La Gola de Lucino es impresionante y el fresquito que hacía allí debajo de esos paredones, aún mucho mejor...aunque el chapuzón aun superó el fresquito de la Gola de Lucino jajaja.

Un saludo
Jose

Jose dijo...

Hola Emilio
Es una ruta muy completa, yo personalmentre me quedo con esa garganta de la Gola de Lucino y esas opciones de baño que nos brinda este recorrido.

Un abrazo
Jose

Jose dijo...

Hola Dani
En la Gola de Lucino nos hubieramos quedado un buen rato pero el tiempo no daba para más, eso sí, aun nos dio para ese primer chapuzón de este verano.
Que bien sienta un baño de esos en el río o en una poza de esas.

Un abrazo
Jose

Juane Alemany Barres dijo...

Hola Jose...
Otra zona que aun no conozco(bueno hice el rio Fraile hace un par de años),lo contrario que Emilio...jejeje.Septiembre puede ser buena fecha para descubrir esa magnifica Gola del Lucino y la Cueva de la Araña,incluso para darse un baño,aunque debía estar fría,aun recuerdo el rio Fraile a finales de agosto de hace dos años....bufff como estaba el agua...jajaja.
Un abrazo.

Jose dijo...

Hola Juane
A los que nos gusta el agua de los ríos, ya sabemos que al principio está intocable, pero luego no te saldrías jaja y además sales nuevo como para empezar la ruta otra vez jajaja.

Si tienes oportunidad date una vuelta por la Gola de Lucino, no es un recorrido largo pero te gustará.

Un abrazo
Jose